nuevos botones pinterest instagram

Pinterest e Instagram se unen al Social Selling. Ahora es posible conseguir ventas directas a través de estas redes sociales.

Navegar por Internet en el año 2015 resulta una experiencia cada vez más móvil y visual. Redes sociales como Pinterest e Instagram, diseñadas para ofrecer contenidos de calidad en los medios, han aprovechado los beneficios de esta tendencia para conseguir un crecimiento significativo de los usuarios. Para las marcas, también es una buena noticia; las preferencias de los consumidores por la nueva publicidad genera oportunidades adecuadas a su presupuesto.

Tanto Pinterest como Instagram han desplegado nuevas utilidades relacionadas con el contenido patrocinado durante el pasado año, pero los cambios han sido lentos. Recientemente, ambas plataformas anunciaron la aplicación de nuevas características de comercio electrónico, y son buenas. Te explicamos cómo tu empresa puede sacar el máximo partido  y conseguir aumentar las ventas.

El botón de compra de Pinterest

Pinterest siempre había quedado de lado en el mundo de las redes sociales; popularizó el concepto de álbum de recortes, lo que le permitió aprovechar los hábitos de navegación de los usuarios y revolucionar el mundo del marketing gracias a su gran potencial para el comercio electrónico. De hecho, de acuerdo con un estudio de Shopify, el precio medio de una compra realizada a través de Pinterest es de $50, lo que supera a cualquier otra plataforma.

Habitualmente se presenta a los usuarios de Pinterest buscando la próxima receta para la cena, planeando una boda o tratando de inspirarse para un proyecto artístico. Pero esta red social es mucho más que crear un álbum de cuadros bonitos o soñar despierto; los usuarios también están planificando sus próximas compras.

Pinterest ha ido mucho más allá y recientemente ha decidido dejar a los usuarios comprar directamente desde sus pins. La red social anunció el lanzamiento de los pins de compra en su blog oficial. Las imágenes de productos serán similares a cualquier otra, pero en lugar de poner el botón rojo “Pin it”, habrá un botón azul de “Buy it”.

Los usuarios podrán filtrar sus productos tanto por precio como por color. También podrán pagar sus compras utilizando Apple Pay o su tarjeta de crédito. Los pins de compra se desplegarán primero para los usuarios de Estados Unidos. Curiosamente, esta característica estará disponible primero para los usuarios de móviles y tablet iOS y más tarde para Android y escritorios.

En las primeras semanas desde que se anunció, sólo unos pocos vendedores, entre ellos grandes marcas como Macy’s, Michaels y Nordstrom, ofrecerán sus productos para que se puedan comprar a través de los pins de compra. Sin embargo, la plataforma promete aumenta la velocidad del proceso de compra para las marcas, especialmente para aquellas que utilicen la plataforma Shopify.

El botón de compra de Instagram

Desde el propio nacimiento de Instagram, el mayor problema para el comercio electrónico en esta plataforma fue que no permitía poner enlaces en los pies de foto en los que se pudiera hacer clic. Lo que motivó a Instagram a mantener los enlaces fuera de las descripciones está muy claro; el enfoque de esta red social consiste en compartir contenido visual, no URL.

Los usuarios y anunciantes encontraron la manera de colocar enlaces en la biografía y las descripciones para dirigir a la audiencia a su sitio. Pero esto todavía añadía un paso innecesario al proceso de conversión.

Los desarrolladores de Instagram se vieron entre la espada y la pared: por un lado, habían creado una red atractiva para los anunciantes por su carácter visual; por otro, Instagram había trabajado duro para mantener su experiencia de navegación sin añadiduras.

Los nuevos botones de “llamada a la acción”, mostrados por primera vez en el blog oficial de Instagram, son un win-win para la red social y sus anunciantes. Los botones se integran perfectamente en la interfaz. Ahora hay una variedad de opciones de “llamadas a la acción”, desde “comprar ahora” hasta los botones que dirigen a los usuarios a instalar una aplicación, registrarse en un servicio o simplemente “más información”.

Además del nuevo formato de anuncios, Instagram promete a las marcas poder segmentar a su audiencia basándose en intereses y datos demográficos de los usuarios. La declaración oficial de Instagram señala que esta nueva característica se adaptará solamente a las nuevas funcionalidades de Instagram.

Otro de los desafíos a los que se enfrentan la mayoría de las marcas es la naturaleza exclusiva de la oportunidad de anunciarse con Instagram. Cuando las publicaciones patrocinadas se pusieron primero en marcha para los usuarios de Estados Unidos, la red social sólo permitió que un selecto grupo de marcas pudiera utilizar los anuncios de Instagram.

Ahora, con el nuevo formato de anuncios y cambios en la API, Instagram promete a las empresas de todos los tamaños la oportunidad de promover sus mensajes, también utilizando la infraestructura de anuncios de compra en Facebook.


¿Quieres anunciarte en las Redes Sociales?

Inbound marketing consultant at Clickam.
Journalist engaged in inbound marketing and digital analitycs. De la historia al bit. Del usuario al cliente. Hootsuite embassador